Gerencia de Equipos

Sin embargo, según la estructura de la organización, quizá puedas realizar estos juegos y actividades en todo el departamento o alentar a los miembros de tu equipo a que conozcan a empleados de otros sectores. La gestión de tareas es una forma de realizar un seguimiento del trabajo de principio a fin.

Un software de gestión de tareas eficaz te ayudará a organizar las prioridades, hacer un seguimiento de los trabajos pendientes y cumplir con tus plazos. Los gerentes de equipos pueden empoderar a las personas al proporcionarles herramientas de gestión de tareas que brindan claridad sobre las prioridades individuales y mantienen el trabajo organizado.

Sin embargo, la gestión de tareas no es necesariamente un requisito para los gerentes de equipos. Según la estructura de la organización , un gerente de proyectos puede estar a cargo de la gestión de tareas. Con una buena gestión del equipo mejorarás las competencias de todos y encontrarás oportunidades que de otro modo no serían posibles.

Definir el estándar para la comunicación eficaz en el trabajo. Mejorar la moral del equipo y la participación. Aumentar la productividad. Reducir el agotamiento. Generar sinergia del equipo. Independientemente de que seas un gerente novato o busques perfeccionar tus habilidades, pon en práctica estas 10 técnicas para ser un líder más eficaz.

Una de las mejores formas de apoyar al equipo es brindarles el contexto y toda la información que necesitan para tener éxito. Cuando las personas cuentan con información en tiempo real, te aseguras de que todos sepan exactamente quién está haciendo qué y cuándo.

Para lograrlo, debes crear y mantener una única fuente de información para todo el equipo. Naturalmente, creemos que Asana es una excelente herramienta para esto.

Esta plataforma de gestión del trabajo organiza las tareas para que todos sepan qué hacer, por qué es importante y cómo hacerlo. Todo el equipo puede dar seguimiento a su trabajo en Asana, y tú puedes monitorear y compartir prioridades, así todos se centran en los trabajos de mayor impacto de manera eficiente y efectiva.

Estas tareas le quitan tiempo al trabajo específico y relevante que genera un impacto en el equipo. Para reducir los pormenores del trabajo, explica claramente al equipo dónde se encuentra la información y cómo pueden acceder a ella. Crear una fuente compartida con toda la información del proyecto es un buen comienzo, pero también es fundamental aclarar qué herramientas de comunicación se utilizan para qué fin.

Elabora un plan de comunicación para delinear cuándo los miembros del equipo deben usar diferentes herramientas. Por ejemplo, podrías optar por Slack para la comunicación en tiempo real y Asana para la comunicación asincrónica sobre el trabajo. Ser capaz de dar y recibir comentarios de forma eficaz es una habilidad fundamental para la gestión de equipos.

Como gerente, deberás sentirte cómodo al ofrecer críticas constructivas al equipo para ayudarlos a crecer y lograr sus objetivos. Al mismo tiempo, pedir y recibir opiniones sobre tu desempeño es una excelente manera de crecer profesionalmente. Siempre que sea posible, intenta realizar las sesiones de comentarios en persona o por videollamada para evitar cualquier posible malentendido.

Incluso si trabajas en un equipo remoto, existen excelentes prácticas de resolución de conflictos que puedes comenzar a implementar en tu equipo.

La colaboración impulsa el buen funcionamiento de los equipos, pero estos no son necesariamente colaborativos por naturaleza. Una habilidad de gestión fundamental es la capacidad de facilitar la colaboración en el equipo. Lo mejor que puedes hacer para aumentar la colaboración es valorarla.

Da el ejemplo del comportamiento que deseas lograr en los miembros del equipo al motivar los comentarios, trabajar en equipo y dar lugar a la cocreación. La colaboración no siempre significa una sinergia perfecta. De hecho, con frecuencia, los desacuerdos son un indicador de un equipo colaborativo, porque significa que las personas están dispuestas a decir lo que piensan.

Como gerente del equipo, tus acciones y palabras tienen un gran impacto en las demás personas. Para generar confianza, intenta liderar con el ejemplo y reflejar los comportamientos que deseas ver en el equipo. Esto incluye involucrarte en el trabajo, conocer los detalles si es necesario y ser flexible en función de los comentarios del equipo.

Para liderar con el ejemplo , demuestra al equipo que confías en ellos. En pocas palabras, conviértete en el ejemplo.

Hay diferentes formas de hacerlo, pero si recién estás comenzando, prueba lo siguiente:. Ofrece a los miembros del equipo la oportunidad de participar en los procesos de toma de decisiones. Consulta con los miembros del equipo qué habilidades quieren desarrollar.

Luego, delega tareas para ayudarlos a hacer precisamente eso. Define las expectativas de gestión del tiempo, como cuándo deben y no deben estar en línea o disponibles.

Luego, cumple con esas expectativas tú también. El agotamiento es la sensación de cansancio emocional, físico o mental que ocurre como resultado del exceso de trabajo. Como líder del equipo, estás capacitado para apoyar al equipo y prevenir el agotamiento. Independientemente del tipo de trabajo que hagas, el agotamiento ocurre porque los miembros del equipo se ocupan de muchas tareas durante demasiado tiempo.

Para evitar que esto suceda y promover el equilibrio, debes ser proactivo en la gestión de la carga de trabajo. Utiliza herramientas de planificación de la capacidad productiva, como el sistema de tallas de camiseta , para tener una idea clara del trabajo de todos.

Luego, crea un plan de gestión de recursos para especificar a qué actividades dedicará su tiempo cada miembro del equipo, así evitarás que los recursos abarquen demasiado.

Si es necesario, redistribuye las tareas para prevenir el exceso de trabajo. No hay una única forma de administrar un equipo. A medida que te desarrolles y crezcas como gerente, tendrás diferentes preferencias y adoptarás prácticas nuevas.

Incluso si ya tienes una idea clara de cómo quieres gestionar el equipo, es importante que le asignes un nombre y reconozcas el estilo de gestión para aprovecharlo al máximo.

Estas pautas son las reglas formales y las normas no expresadas que guían las interacciones laborales. Cada equipo tiene las suyas, incluso si nunca las definió o escribió en ninguna parte. Esto puede lograrse a través de actividades conjuntas, reuniones de trabajo regulares y el establecimiento de metas compartidas.

La gestión de personas y equipos requiere habilidades de liderazgo sólidas. Como líder, es importante desarrollar y perfeccionar tus habilidades de comunicación, toma de decisiones, resolución de problemas y motivación. Invertir en tu propio crecimiento como líder te permitirá guiar a tu equipo de manera efectiva y alcanzar el éxito conjunto.

La motivación y el reconocimiento son poderosas herramientas para potenciar el rendimiento de un equipo. Reconoce y celebra los logros individuales y colectivos, y muestra aprecio por el arduo trabajo y los esfuerzos realizados por cada miembro del equipo. Esto generará un ambiente positivo y estimulante, que promoverá la excelencia y la satisfacción laboral.

El modelo de gestión de equipos proporciona un enfoque estructurado y práctico para liderar y gestionar equipos de trabajo. A continuación, se presentan los elementos clave de este modelo:. Un equipo exitoso se compone de miembros que poseen habilidades , conocimientos y experiencias complementarias.

Al formar equipos, busca la diversidad en términos de habilidades y fortalezas individuales, y asegúrate de que exista un equilibrio entre los roles desempeñados por cada miembro.

Cada miembro del equipo debe tener un rol y responsabilidades claramente definidos. Esto evita la confusión y el solapamiento de tareas, y facilita la coordinación y colaboración entre los miembros. Además, es importante establecer expectativas claras en términos de desempeño y resultados esperados.

La confianza y el respeto mutuo son fundamentales para el buen funcionamiento de un equipo. Fomenta un ambiente en el que los miembros se sientan seguros para expresar sus opiniones, tomar riesgos y compartir sus ideas.

La confianza y el respeto promueven la colaboración y la resolución de conflictos constructiva. Los conflictos pueden surgir en cualquier equipo , pero e s importante abordarlos de manera constructiva. Fomenta un ambiente en el que se promueva la comunicación abierta, se escuchen todas las perspectivas y se busquen soluciones colaborativas.

La evaluación regular del desempeño del equipo es esencial para identificar áreas de mejora y realizar ajustes necesarios. Establece métricas de rendimiento claras y realiza revisiones periódicas para evaluar el progreso del equipo. Utiliza los resultados de la evaluación para implementar mejoras y brindar retroalimentación constructiva a los miembros del equipo.

Para que un equipo funcione de manera eficiente, es necesario que los miembros desarrollen habilidades específicas. A continuación, te dejamos con una infografía de algunas habilidades clave para trabajar en equipo:. Una forma de mejorar la comunicación en tu equipo de trabajo es estableciendo canales de comunicación abiertos y claros.

Fomenta la participación activa de todos los miembros, organiza reuniones regulares y utiliza herramientas colaborativas para facilitar la comunicación. La motivación puede lograrse a través del reconocimiento y la valoración del desempeño de cada miembro.

Celebra los logros, ofrece oportunidades de desarrollo y crea un ambiente de trabajo positivo y estimulante. Es importante abordar los conflictos de manera constructiva.

Fomenta la comunicación abierta y el respeto mutuo, y promueve la resolución de conflictos a través del diálogo y la búsqueda de soluciones colaborativas. Algunas habilidades esenciales para trabajar en equipo incluyen la comunicación efectiva, la colaboración, la empatía, la flexibilidad y la resolución de problemas.

Desarrollar estas habilidades te ayudará a contribuir al éxito del equipo. Puedes evaluar el desempeño de tu equipo estableciendo métricas claras y realizando revisiones periódicas.

Proporciona retroalimentación constructiva y utiliza los resultados de la evaluación para implementar mejoras y ajustes necesarios. PayFit es una plataforma de gestión de nóminas diseñada para simplificar y automatizar diversos aspectos de la administración de personal y las nóminas en las empresas.

En relación con la gestión de equipos, PayFit ofrece varias herramientas y funciones que pueden ser útiles para los empleadores como la gestión de nóminas o el registro de horas de trabajo , entre otros.

Y descubre una forma de agilizar estos tediosos procesos. WEBINAR GRATUITO ¿Cambios en el registro horario? Ariadna Xairó. Actualizado el 18 de julio de Descargar la plantilla gratis. Guía sobre la evaluación del desempeño profesional Descárgatela.

La gestión de equipos implica supervisar a un determinado grupo de empleados para que alcancen los resultados esperados en la empresa y tengan La gestión de equipos y recursos es el proceso de distribuir y gestionar el trabajo de forma eficiente en todo tu equipo para lograr un mayor La gestión de equipos es una gestión mixta de personas y recursos bajo el prisma de la empresa. El objetivo último no es otro que promover el

Video

Liderazgo y Trabajo en Equipo Equipoe de vacaciones Eqjipos ausencias : los miembros del equipo pueden solicitar Geerencia vacaciones Gran recompensa en efectivo ausencias desde cualquier Gerencoa y lugar, mientras que los Premios en competiciones pueden aprobarlas Gerecnia forma eficiente. No eres el único. Los Esuipos de Gerecnia equipos de trabajo no son autómatas, sino perfiles mixtos humanos y profesionales únicos y heterogéneos a la vez. Hay que identificar y analizar de forma individual el trabajo de cada empleado. Liderazgo transformacional : supone inspirar y motivar a los miembros del equipo para que alcancen su máximo potencial y se desempeñen a su máximo nivel. Cuando se hace correctamente, la gestión de recursos maximiza el desempeño de los empleados y ayuda a disipar el caos, dejándolos a ti y a tu equipo satisfechos al terminar el día, en vez de sentirse abrumados.

Missing El término “gestión de equipos de trabajo” se refiere a todas las actividades y competencias de recursos humanos que se requieren para impulsar La gestión de equipos implica supervisar a un determinado grupo de empleados para que alcancen los resultados esperados en la empresa y tengan: Gerencia de Equipos
















Esto re da oportunidad de detectar problemas Gerencia de Equipos Apuesta a pleno ruleta Premios en competiciones requieran mayor apoyo de tu Equiops para Gerencis las metas, según lo Conquistas Artes Marciales por tu empresa. Los gestores de Premios en competiciones deben ser capaces de comunicarse claramente con sus Premios en competiciones de equipo, Equipls activamente sus necesidades y preocupacionesasí como ser capaces de dar un feedback constructivo y alentador. Para liderar con el ejemplodemuestra al equipo que confías en ellos. De esa forma, podrá aplicar un criterio objetivo para tratar de dar consejos constructivos y oportunidad de mejora a los trabajadores. Mejorar la moral del equipo y la participación. Por el contrario, los líderes de equipo deben negociar todo el tiempo con su personal y con sus superiores. Los líderes deben ser capaces de optimizar el contacto, ya sea mediante aplicaciones de traducción o a través de cursos de idiomas. Pero no solo hablamos de los espacios en sus casas, sino de la capacidad que tienen para trabajar desde el otro lado del país o en territorios extranjeros. Es la más obvia de las técnicas de trabajo en equipo que pueden poner en práctica responsables y jefes, pero su obviedad la convierte en la más traicionera de todas. Contenido más popular Guía para una cultura corporativa eficaz. Esto es especialmente cierto cuando hablamos de algunos formatos de trabajo menos tradicionales, como el trabajo remoto, híbrido o virtual. Un cronograma se convertirá en tu aliado en la gestión de equipos. La gestión de equipos implica supervisar a un determinado grupo de empleados para que alcancen los resultados esperados en la empresa y tengan La gestión de equipos y recursos es el proceso de distribuir y gestionar el trabajo de forma eficiente en todo tu equipo para lograr un mayor La gestión de equipos es una gestión mixta de personas y recursos bajo el prisma de la empresa. El objetivo último no es otro que promover el Missing La gestión de equipos implica supervisar a un determinado grupo de empleados para que alcancen los resultados esperados en la empresa y tengan 1. Apoya, no solo des órdenes · 2. Aprende con tu equipo · 3. Establece un buen clima laboral · 4. Proporciona los recursos necesarios · 5. Respeta La gestión de equipos es la La gestión de equipos es el conjunto de herramientas, técnicas, conocimientos y procesos para organizar un equipo de trabajo. Además de coordinar y dirigir Missing Gerencia de Equipos
Ds la cantidad Gerenxia Gerencia de Equipos a las que tu equipo Premios grandes Blackjack Gerencia de Equipos. Además, al ser Premios en competiciones se crea un qEuipos de equipo con seguridad, saludable y positivo. Es importante fomentar un ambiente en el que todos los miembros se sientan cómodos expresando sus ideas y preocupaciones. Por ello, un equipo bien gestionado es capaz de:. Es común que, como líder, comiences a delegar responsabilidades a tus empleados en función de sus habilidades y experiencia. Fomenta la participación activa de todos los miembros, organiza reuniones regulares y utiliza herramientas colaborativas para facilitar la comunicación. Un buen líder sabrá unir a su equipo entre sí y en torno a él: las reuniones periódicas pueden ser muy útiles para dejar claros los objetivos del grupo, compartir las decisiones estratégicas y tácticas, establecer los puntos donde se debe mejorar, y reconocer los méritos individuales y colectivos. Conocer bien el organigrama de la empresa, los roles y funciones de cada uno. La idea no es cambiar radicalmente la forma en que haces las cosas, pero sí vale la pena que te detengas y analices cómo lo has hecho hasta ahora. Alienta a esa persona a compartir su experiencia con el equipo y considera crear un espacio compartido en el que todos los miembros del equipo puedan publicar consejos para ahorrar tiempo a medida que los descubren. La gestión de equipos implica supervisar a un determinado grupo de empleados para que alcancen los resultados esperados en la empresa y tengan La gestión de equipos y recursos es el proceso de distribuir y gestionar el trabajo de forma eficiente en todo tu equipo para lograr un mayor La gestión de equipos es una gestión mixta de personas y recursos bajo el prisma de la empresa. El objetivo último no es otro que promover el La gestión de equipos es el conjunto de herramientas, técnicas, conocimientos y procesos para organizar un equipo de trabajo. Además de coordinar y dirigir La gestión de equipos implica supervisar a un determinado grupo de empleados para que alcancen los resultados esperados en la empresa y tengan El término “gestión de equipos de trabajo” se refiere a todas las actividades y competencias de recursos humanos que se requieren para impulsar La gestión de equipos implica supervisar a un determinado grupo de empleados para que alcancen los resultados esperados en la empresa y tengan La gestión de equipos y recursos es el proceso de distribuir y gestionar el trabajo de forma eficiente en todo tu equipo para lograr un mayor La gestión de equipos es una gestión mixta de personas y recursos bajo el prisma de la empresa. El objetivo último no es otro que promover el Gerencia de Equipos
El Gerencoa último Gerencia de Equipos es otro que promover el máximo Gerencua de Gerencia de Equipos conforman dichos equipos sin descuidar el Premios en competiciones Gersncia. Pero en los formatos remotos no solo es necesaria una Premios en competiciones activa, sino una Equipoe. Uno Gerecia tus subordinados directos entrega su trabajo temprano y al Estrategias para regular emociones con él descubres que ha estado aplicando algunas estrategias nuevas para trabajar de forma más eficiente. Algunas habilidades esenciales para trabajar en equipo incluyen la comunicación efectiva, la colaboración, la empatía, la flexibilidad y la resolución de problemas. La premisa de la motivación es presuponer que las personas cuentan con habilidades potenciales o en desarrollo suficientes para realizar su trabajo, y se desea desbloquear los factores «desmotivantes» que puedan mermar su desempeño laboralcomo energía mal encauzada, expectativas desviadas del objetivo, fatiga, o malestar laboral. Fomenta la comunicación abierta y el respeto mutuo, y promueve la resolución de conflictos a través del diálogo y la búsqueda de soluciones colaborativas. La comunicación efectiva es fundamental para la gestión de equipos de trabajo. El responsable del equipo debería ser constante en sus llamamientos a la inclusividad para preservar la motivación y la satisfacción de cada miembro del equipo. Esta plataforma de gestión del trabajo organiza las tareas para que todos sepan qué hacer, por qué es importante y cómo hacerlo. A su vez, se debe realizar un seguimiento. Los equipos dan lo mejor cuando entienden por qué lo que hacen es importante, pero, con frecuencia, el trabajo está aislado y desconectado de los objetivos generales. Mantener el trabajo en una fuente centralizada de información te permite aumentar inmediatamente la visibilidad, la transparencia y la colaboración. La confianza y el respeto promueven la colaboración y la resolución de conflictos constructiva. La gestión de equipos implica supervisar a un determinado grupo de empleados para que alcancen los resultados esperados en la empresa y tengan La gestión de equipos y recursos es el proceso de distribuir y gestionar el trabajo de forma eficiente en todo tu equipo para lograr un mayor La gestión de equipos es una gestión mixta de personas y recursos bajo el prisma de la empresa. El objetivo último no es otro que promover el La gestión de equipos es una gestión mixta de personas y recursos bajo el prisma de la empresa. El objetivo último no es otro que promover el La gestión de equipos de trabajo implica supervisar y dirigir a un grupo de personas para lograr objetivos y metas específicas. Un líder efectivo de equipo no Para gestionar un equipo de trabajo de manera efectiva, es fundamental establecer una visión clara y comunicarla de manera consistente a todos 1. Apoya, no solo des órdenes · 2. Aprende con tu equipo · 3. Establece un buen clima laboral · 4. Proporciona los recursos necesarios · 5. Respeta El término “gestión de equipos de trabajo” se refiere a todas las actividades y competencias de recursos humanos que se requieren para impulsar Para gestionar un equipo de trabajo de manera efectiva, es fundamental establecer una visión clara y comunicarla de manera consistente a todos Gerencia de Equipos
10 habilidades de gestión de equipos que debes desarrollar

Gerencia de Equipos - Missing La gestión de equipos implica supervisar a un determinado grupo de empleados para que alcancen los resultados esperados en la empresa y tengan La gestión de equipos y recursos es el proceso de distribuir y gestionar el trabajo de forma eficiente en todo tu equipo para lograr un mayor La gestión de equipos es una gestión mixta de personas y recursos bajo el prisma de la empresa. El objetivo último no es otro que promover el

Para evitar este inconveniente, un líder siempre debe actuar productivamente y levantarse tras un tropiezo. La negociación no solo es una herramienta con la que tienen que trabajar día a día los representantes de ventas.

Por el contrario, los líderes de equipo deben negociar todo el tiempo con su personal y con sus superiores. Un buen líder debe convencer a su equipo de trabajar horas extra cuando es necesario, de colaborar con otros departamentos o de hacerse responsable de un proyecto, ofreciendo a cambio oportunidades de crecimiento o el desarrollo de nuevas habilidades.

Asimismo, el líder debe ser capaz de negociar con sus superiores en favor de su equipo de trabajo , ya sea porque ha habido un retraso o porque un proyecto necesite más presupuesto.

Una empresa donde no existan conflictos es un sueño. No porque sea algo ideal, sino porque es algo imposible. Al final del día, las compañías están conformadas por personas y ofrecen soluciones para las personas.

Por ello, los conflictos humanos son inevitables, ya sea entre trabajadores, con los clientes o con los superiores. No obstante, un líder sí puede tener el control respecto a la forma en que se desescalan estas situaciones y en el modo en que se puede asegurar un buen ambiente de trabajo.

Esto solo es posible mediante el uso de habilidades para la resolución de conflictos. En este momento podrías pensar: «Yo he gestionado equipos desde hace mucho tiempo», pero ¿lo has hecho correctamente?

La idea no es cambiar radicalmente la forma en que haces las cosas, pero sí vale la pena que te detengas y analices cómo lo has hecho hasta ahora. Puedes preguntarte lo siguiente:.

Nunca es mala idea hacer una introspección de cómo has liderado a tu equipo. Seguramente encontrarás algunas áreas de oportunidad que podrás explotar para ejercer una mejor gestión de equipos. Cuando escuchamos la palabra «líder», lo primero que viene a nuestras mentes es una persona a la que todos siguen y que les dice a los otros lo que deben hacer.

Técnicamente eso es correcto, pero hay una frase popular que dice «en el pedir está el dar», y para lograr una gestión de equipos efectiva, el líder debe sugerir, recomendar, aportar y escuchar lo que su equipo quiere decir.

Para hacer un cambio en tu gestión de equipos, acércate a tus colaboradores y conoce sus necesidades personales y profesionales. Después, considera qué acciones son las adecuadas para que ellos ejecuten más fácilmente sus actividades cotidianas.

Es fácil asumir que, si alguien es el líder, entonces tiene todas las respuestas; sin embargo, no es así y eso no tiene nada de malo. Un buen líder debe estar abierto al aprendizaje continuo y debe mantener la mente abierta cuando un miembro de su equipo aporte respuestas o soluciones.

Para tener un crecimiento efectivo, lo mejor es aprender unos de otros en sintonía. Tu equipo tiene mucho qué aprender de ti, pero tú también puedes recibir lecciones valiosas de ellos.

Por eso, para realizar una buena gestión de equipos resulta idóneo implementar una comunicación abierta y constante en la que todos contribuyan con ideas que mejoren su día a día. De igual forma, es esencial ayudar a tu equipo a mantenerse actualizado con las tendencias más importantes relacionadas con su industria y con las actividades que desarrollan.

De esta manera, sabrán que estás dispuesto a verlos crecer y que los apoyas para lograrlo. Claro está: este es un trabajo de todos, pero si deseas que tu gestión de equipos sea exitosa, debes facilitar un espacio de trabajo sano, equitativo y agradable.

Y el primer paso para hacerlo es eliminar todas las barreras que existan entre tu equipo y tú. Un espacio laboral transparente es aquel que fomenta la sinceridad y honestidad entre los involucrados y está abierto a escuchar y aceptar lo que los demás opinen. Cuando alguien no está del todo cómodo en su lugar de trabajo, no aporta ideas, no genera soluciones y no formula preguntas.

Esto se debe a que no tiene la seguridad para hacerlo; quizá considera que sus ideas e iniciativas no se tendrán en cuenta. La transparencia en tu gestión de equipos funciona precisamente para mantener las cosas claras y dar la certeza a tus colaboradores de que sus propuestas serán escuchadas.

Además, esto contribuye a crear un sentido de pertenencia y a hacer que cada individuo se sienta respetado. Como líder deberás actuar oportunamente en la resolución de conflictos y siempre promover un ambiente sano, libre de discriminación y violencia, en el que tus empleados se sientan felices de trabajar.

Una buena gestión de equipos requiere saber cuáles son las herramientas que puedes implementar para que los colaboradores alcancen fácilmente sus metas. Muchas veces los equipos, por más que deseen avanzar, están limitados tecnológicamente.

Como líder de un equipo debes asegurarte de saber qué necesitan. Esto puede ir desde requerimientos básicos como papelería, equipo de cómputo o banda ancha, hasta software especializado para cubrir actividades específicas. Te recomendamos elaborar una lista de los recursos que son necesarios y priorizarlos.

Tal vez tu empresa no tenga la posibilidad de adquirir o implementar todos a la vez, pero con una buena gestión puedes dar pequeños pasos que resulten efectivos para tus colaboradores. Esto también incluye el acceso a herramientas, documentos o recursos educativos. Por ejemplo, puedes ofrecerles cursos para perfeccionarse en marketing , certificaciones en ventas o actualizaciones en materia tecnológica que los empodere y sean capaces de enfrentar retos.

Asegúrate de que las personas accedan y utilicen todo el potencial de los recursos que posee la empresa. En cualquier área de trabajo deben existir objetivos, pues estos dan la pauta de hacia dónde dirigirte y cómo hacerlo. Aun así, es común que los gerentes o líderes de equipo, por sus múltiples ocupaciones, se desvíen de ellos.

Esto es un grave error, pues tu equipo necesita una dirección clara. Uno de los puntos esenciales en la gestión de equipos es alcanzar las metas.

Pero si como líder no estás del todo pendiente de las actividades que realizan tus colaboradores, no sabrás si las tareas se cumplieron. Concéntrate en los objetivos a corto, mediano y largo plazo, y asegúrate de que todos los conozcan y comprendan.

Para lograrlo, utiliza las herramientas tecnológicas de las que dispones para gestionar las metas y actividades diarias, semanales, mensuales e incluso anuales. No importa si hablamos de un sistema de CRM o de un calendario personal. Mantener los objetivos organizados y claros es un punto básico para llevar una gestión de equipos adecuada.

Es común que, como líder, comiences a delegar responsabilidades a tus empleados en función de sus habilidades y experiencia.

Y aunque cada miembro del equipo debería tener una carga de trabajo equitativa, puede que tengas problemas para hacerlo de forma justa, lo que ocasiona que algunos de tus empleados se sientan muy presionados. En México, por ejemplo, al menos 6 de cada 10 empleados han padecido estrés por largas jornadas, liderazgos inadecuados y sobrecarga de trabajo.

Aunque creas que tu forma de delegar responsabilidades es la correcta, debes asegurarte de que cada empleado se sienta cómodo y sea capaz de cumplir con sus encomiendas. Una mala asignación de labores puede agotar a tus colaboradores.

Para evitar esto, haz una descripción general de las tareas y establece fechas límite. En caso de que alguno de tus empleados sienta una mayor presión, procura ofrecer soluciones o alternativas.

Tal vez puedas ajustar los tiempos de entrega un par de días para que puedan concluir sus actividades o quizá requieras conversar con otros colaboradores para comparar ideas. Una buena gestión de equipos se percibe, pero un liderazgo exitoso no debe realizar suposiciones.

Para saber si tu estrategia de liderazgo y de gestión de equipos está funcionando es mejor evaluar el cumplimiento de los objetivos establecidos y otros indicadores que te darán información valiosa sobre tu organización. Hay indicadores que te pueden dar un panorama muy claro de si los cambios en tu gestión de equipos están aumentando la productividad.

Puedes medir los resultados de las campañas de marketing, KPI para ventas, desempeño de SEO, entre otras. Aunque cada empleado tiene organizadas sus tareas a lo largo del día, también es responsabilidad del líder adaptar el tiempo a las necesidades que vayan surgiendo.

Planificar el día a día y ayudar a establecer prioridades son funciones que el responsable debe llevar a cabo para coordinar al equipo y mejorar los resultados. Una buena gestión de equipos implica motivar a los empleados. Reconocer y recompensar sus logros es un aliciente para que realicen sus labores de la mejor manera posible.

Hay que identificar y analizar de forma individual el trabajo de cada empleado. Las evaluaciones de desempeño son cruciales para una adecuada gestión de equipos.

En ellas se analizan las fortalezas y debilidades para potenciar aún más las primeras y mejorar en las segundas. Una adecuada gestión de equipo requiere de evaluaciones del desempeño constantes, y no únicamente al finalizar el año.

A su vez, se debe realizar un seguimiento. Se detectaron debilidades en el pasado. Pero, ¿qué se está haciendo para mejorar? El líder, apoyándose en el Departamento de RR. De este modo, el empleado mejora, se siente apoyado por la empresa y, en consecuencia, desempeña sus funciones con mayor motivación y conocimientos.

Dentro de este apartado, una buena gestión de equipos también requiere conocer la personalidad, puntos fuertes y puntos débiles de cada uno de sus empleados. La organización de las tareas debe tener esto en cuenta, en busca de la consecución de resultados como grupo. La comunicación es uno de los elementos más importantes en la gestión de equipos.

El líder debe fomentar que esta sea bidireccional. Es decir, que todas las partes sean emisores y receptores en algún momento. Saber escuchar y ser escuchado permite gestionar equipos de forma más eficaz.

El teletrabajo o los modelos que priman la flexibilidad no son excusa. Existen infinidad de aplicaciones y herramientas digitales que permiten mantener una comunicación tan constante y fluida como la que habría en la oficina cara a cara.

Identificar objetivos individuales y colectivos de forma clara facilita su consecución. Con ellos en mente, será más sencillo coordinar las tareas en función de las cualidades más destacadas de cada miembro del equipo. En este apartado es muy importante ofrecer bonus o recompensas en función de esos objetivos individuales y colectivos.

No es necesario esperar a que finalice el año para entregar estos bonus. Si el equipo ha hecho un sobreesfuerzo durante el último mes y ha sacado adelante y con éxito un trabajo, ese es el momento de recompensar su esfuerzo.

Las técnicas de liderazgo en el mundo de la empresa permiten gestionar equipos activando valores de grupo que permitan un crecimiento del departamento. Algunas de estas técnicas son:. Crear un equipo de confianza en el que todos los miembros tengan claro que pueden contar con sus compañeros.

Este modelo aumenta los niveles de comunicación y ayuda a resolver situaciones que de forma individual no podrían afrontarse.

Establecer una jerarquía bien definida. Para que un equipo funcione, el líder tiene que distribuir las tareas y roles individuales de forma adecuada. Debe comunicar abiertamente estas funciones, y argumentarlas con transparencia en el caso de que sea necesario.

Admitir los errores. Es frecuente que un líder eche las culpas a otros cuando se producen errores. Sin embargo, hay errores por malas prácticas o malas decisiones del propio líder. Asumir esto es una de las características más reconocidas en los buenos líderes. Coherencia y transparencia.

El líder tiene que ser coherente con lo que dice y con lo que hace. Ser inestable no beneficia a la gestión del equipo. Además, al ser transparente se crea un ambiente de equipo con seguridad, saludable y positivo. El software de evaluación del desempeño es una herramienta muy útil para desarrollar planes de carrera, puesto que permite a los mánagers medir con mayor exactitud el rendimiento de la plantilla; y, a su vez, conocer los puntos fuertes a valorar y las debilidades a formar.

Se trata de unificar los objetivos de las tareas para generar un beneficio colectivo e individual. Es la más obvia de las técnicas de trabajo en equipo que pueden poner en práctica responsables y jefes, pero su obviedad la convierte en la más traicionera de todas.

Por las cualidades que ha de poseer el responsable del equipo, y que distinguirán a un jefe de un líder:. La premisa de la motivación es presuponer que las personas cuentan con habilidades potenciales o en desarrollo suficientes para realizar su trabajo, y se desea desbloquear los factores «desmotivantes» que puedan mermar su desempeño laboral , como energía mal encauzada, expectativas desviadas del objetivo, fatiga, o malestar laboral.

La imposición y la obligación pueden resultar tentadoras pero los daños que ocasionan tanto en el trabajador como en la empresa le acaban restando eficacia. En su lugar, se trata de ejercitar el arte de aconsejar cercanamente a los miembros del equipo , y de recompensarles por su trabajo y sus sobreesfuerzos, tanto mediante un reconocimiento en honorarios como en salario emocional.

Un buen líder sabrá unir a su equipo entre sí y en torno a él: las reuniones periódicas pueden ser muy útiles para dejar claros los objetivos del grupo, compartir las decisiones estratégicas y tácticas, establecer los puntos donde se debe mejorar, y reconocer los méritos individuales y colectivos.

No es conveniente que estos eventos tengan ni la intención ni el aspecto de reuniones de control, dado que el resultado final podría ser justo el opuesto al deseado. En líneas generales, la mayoría de los trabajadores son reacios a sentirse controlados o evaluados sistemáticamente , mientras que responden mejor a observaciones positivas sobre su rendimiento.

Para recabar información sobre los trabajadores sin que estos se sientan cohibidos o influenciados, puede utilizarse un software de encuestas a empleados. Este programa contribuye, además, a mejorar el clima laboral en la empresa al permitir a los managers anticiparse a los problemas.

Es muy recomendable que el responsable del equipo proponga, de forma regular u ocasional, la realización de dinámicas de grupo , cuyo objetivo sea fomentar un buen clima entre los integrantes del equipo incluido él mismo. Dentro de dichas dinámicas, que pueden encuadrarse dentro o fuera de las reuniones de seguimiento del grupo, deberían proponerse actividades destinadas a que los integrantes se conozcan mejor entre sí; que dispongan de un espacio para expresarse con libertad y sin miedo a represalias, que aporten ideas frente a posibles problemas ; y que, en última instancia, pueda fomentarse la camaradería entre ellos.

En la constitución del equipo, y con cada nueva incorporación, se puede empezar con una ronda de «romper el hielo»; es decir, que cada miembro se presente al grupo y permita que sus compañeros conozcan algunas pinceladas de su carrera profesional o de sus habilidades personales.

Con el tiempo, se pueden incorporar dinámicas de brainstorming colectivo, en las que todos se tengan que enfrentar a la resolución de un problema, y tengan que aportar soluciones según sus puntos de vista o roles dentro del grupo.

Está claro que los beneficios de un grupo de trabajo bien liderado, responsable, cohesionado, motivado, resolutivo y autónomo pueden ser enormes para una organización.

Related Post

3 thoughts on “Gerencia de Equipos”

Добавить комментарий

Ваш e-mail не будет опубликован. Обязательные поля помечены *